Cinco de cada 10 operaciones a pacientes con carnosidad en los ojos son exitosas. En el resto de casos la carnosidad vuelve a aparecer, informó el oftalmólogo Marco Purizaca.

A través de los consultorios médicos de Cutivalú, el oftalmólogo Marco Purizaca Pareja señaló que la extrema radiación solar y la contaminación ambiental en Piura pueden ocasionar enfermedades en nuestros ojos, como la carnosidad o también llamada pterigión.

La carnosidad se caracteriza por la presencia de una membrana carnosa que cubre el ojo provocando picazón, ardor y hasta la pérdida de la visión. En su primera fase, la enfermedad se manifiesta como una bolita roja (precarnosidad) que afecta la parte blanca del ojo (esquerótica). Luego se expande hacia el borde de la pupila y finalmente la cubre impidiendo la visión.

Operación

El oftalmólogo indicó que la operación para quitar la carnosidad en el ojo afectado solo se realiza en personas adultas. Mientras que a los niños y niñas se les sugiere medidas de higiene, el uso de lentes y la aplicación de gotas antinflamatorias.

Expresó que solo 5 de cada 10 operaciones son exitosas. En el resto de casos la carnosidad vuelve a aparecer.

Hizo hincapié en que la operación de carnosidad con láser no está autorizada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) porque aún no se descarta que genere daños en el órgano. Instó a las personas a no dejarse engañar.

Asimismo, informó de una nueva técnica quirúrgica que evita molestias tras la operación: el injerto conjuntival. Este se adhiere a la pared del ojo una vez retirada la carnosidad con un pegamento biológico natural hecho en base a la sangre del paciente.

Recomendaciones

Más vale prevenir que curar. El oftalmólogo Marco Purizaca recomendó el uso de lentes con filtro UV y sombreros de ala ancha entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde, porque en ese horario la radiación ultravioleta es mayor.

Resaltó que los lentes de sol solo son indispensables en aquellas personas que no tienen problemas de visión. En tanto, el uso de sombrero de ala ancha permite la protección de todo el campo visual.

Sobre los medicamentos naturales, como la leche materna y el jugo de zanahoria, deben ser usados en condiciones estrictas de limpieza para evitar la contaminación del ojo.

Por último, advirtió que la automedicación genera problemas como la adicción y dependencia al medicamento, alteración de la presión ocular y el debilitamiento de la córnea. Subrayó que en caso de presentar molestias es conveniente acudir al oftalmólogo.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here