Lavado de activos. Fiscalía considera que hay indicios de la existencia de una red delictiva que desde el año 1991 blanquea bienes y dinero provenientes de crímenes de corrupción de funcionarios, con un líder y tres niveles de testaferros.

Líder de organización

La Fiscalía señala, además, que se presume que el expresidente es el presunto líder de una presunta organización criminal, cuyo objetivo es la comisión del delito de lavado de activos, originados en actividades criminales contra la administración pública. Es la denuncia más grave hasta ahora lanzada por la Fiscalía contra el líder aprista.

Además, indica que esta organización, para el cumplimiento de su objetivo, estaría estructurada en tres niveles de testaferros o “cuadros de confianza”.

La fiscalía identifica que en el primer nivel hay cinco personas: Hernán Garrido Lecca, Aurelio Pastor, José Antonio Chang, Luis Nava y Pilar Nores.

En el segundo nivel habría 10 personas, entre los que se menciona a Carlos Arana Vivar, Jorge Barco, Miguel Facundo Chinguel, Umberto Olcese y otros.

El tercer nivel estaría integrado por grupos empresariales y hasta 15 personas naturales, que no habrían ocupado cargos públicos. En medio, un sinnúmero de empresas que habrían servido para ocultar y blanquear el dinero que la Fiscalía, presume, proviene de corrupción de funcionarios.

Así comienza la investigación del Ministerio Público.

Fuente: La República

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here