Desde hace un mes, los vecinos del asentamiento Tacalá son afectados por el colapso continuo de desagües que ya están inundado sus viviendas. La población teme el brote de una epidemia.

A través de Cutivalú, la vecina Rosa García, del sector “Virgen de la Paz” informó que se han cansado de llamar a la EPS Grau y hasta el momento no obtiene una respuesta. Indicó que hay muchos niños afectados por este problema.

Sin embargo, recordemos que el 18 de mayo, Cutivalú llegó a esta zona y encontró el mismo problema. Es decir, las calles eran extensas lagunas de agua putrefacta, llena de larvas, zancudos y otros insectos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here