Tras el escándalo por el caso Pura Vida debido a su etiquetado, el consumo de leche en el Perú está migrando de la presentación en tarro a versiones fluidas, reveló la Asociación de Ganaderos Lecheros del Perú (Agalep).

Prefieren otra presentación. “El consumidor nacional está cambiando sus hábitos de compra, eligiendo ahora leche fresca y fluido versus las presentaciones presentaciones en lata. Esto ha supuesto un aumento en las ventas del 20% en promedio en la industria”, sostuvo.

Por ejemplo quienes elaboran leche pasteurizada como Piamonte y la Universidad Agraria lograron picos de crecimiento del 300% y 100% respectivamente entre enero y agosto, lo que supuso una mayor demanda para los ganaderos. Posterior a este crecimiento pico, el consumo se mantuvo estable, con cifras mayores a los años anteriores.

El stock de vacas en ordeño muestra una evaluación positiva, se ha pasado de 690 mil vacas en el 2005 a 934 mil el año pasado, concentrándose en un 53% en Cajamarca, Puno, Cusco, Lima y Arequipa.

Asimismo el nivel de producción por vaca en ordeño ha mejorado en ese mismo periodo pasando de 1,928 a 2,220 litros por año, un avance de 15%.

Más leche

La producción nacional de leche fresca en el 2016 alcanzó casi los 5.5 millones de litros al día y este año llegaría a los 5.6 millones de litros diarios, un incremento de 2%.

El 77% de esta producción se da en la sierra del país, donde más de un millón de hogares rurales dependen del desarrollo de esta actividad.

Perú aún está lejos de alcanzar el consumo de leche mínimo que recomienda la FAO para tener una población bien nutrida.

(Fuente: RPP)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here