Ayabaquinos temen que se vuelva a postergar la audiencia contra el alcalde Humberto Marchena en el caso de la presunta contratación irregular de su concuñada.

El inicio Control de Acusación contra el alcalde provincial ha sido reprogramado tres veces, y este 21 de diciembre se tiene previsto que finalmente se realice. Sin embargo, la sociedad civil de Ayabaca desconfía de los procedimientos de la justicia.

“Han jugado con los plazos, primero dijeron que no asistieron los abogados, luego que no fueron notificados adecuadamente; y esta situación nosotros lo vemos mal, nos preocupa”, sostuvo José Carlos Culquicóndor Cango, presidente de la Asociación de Fiscalización de Ayabaca (AFIGA).

En entrevista con Cutivalú, Culquicóndor consideró que “no sería difícil que de repente [la denuncia] se archive”, puesto que otras denuncias contra Humberto Marchena ya han tenido ese fin.

El caso en cuestión data del 2013 y trata sobre la contratación de 13 servicios de compra de materiales a la profesora Maximina Granadino Cunya, quien es concuñada del alcalde Marchena. Ella fue favorecida por la Municipalidad de Ayabaca entre el 2011 y 2013, e inhabilitada definitivamente para contratar con el Estado, debido a que presentó documentos falsos e inexactos.

La Fiscalía pide 12 años de cárcel para el alcalde por los delitos de negociación incompatible y colusión. Según la investigación fiscal, los contratos habrían sido orquestados con la proveedora, es decir, con Maximina Granadino.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here