Luego de los trabajos de rehabilitación en la avenida Progreso de Castilla, los vecinos ahora temen accidentes de tránsito debido a la velocidad con la que circulan algunos vehículos.

La moradora Socorro Castillo, de la cuadra 25 de la avenida Progreso, pidió a través de Cutivalú la construcción de rompemuelles para que los conductores reduzcan la velocidad y no atropellen a transeúntes, un riesgo constante.

La ciudadana alertó que ella vive cerca de dos colegios y el exceso de velocidad de los choferes es un peligro para los estudiantes que cruzan la avenida. Además, las personas adultas y los animales también se podrían ver afectados.

Por otro lado, los vecinos de la urbanización Bancaria de Piura también exigieron la construcción de reductores de velocidad, pues hasta el momento se han registrado hasta 20 accidentes de tránsito en su zona desde octubre del 2017.

Señalan que la municipalidad les hizo un proyecto para cinco rompemuelles valorizado en S/ 36 mil, pero luego dijeron que no había presupuesto. Por ello, ahora intentan por la vía privada realizar dicho proyecto, pero la municipalidad no les dan la autorización.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here