Foto referencial.

Especies forestales como algarrobos, pasallos y hualtacos vienen corriendo serio riesgo por presunta tala ilegal e invasión de tierras en el caserío Jambur, distrito de Paimas, provincia de Ayabaca.

Este problema viene hace bastante tiempo, pero en los últimos dos meses, la tala se ha incrementado, según denunció Euler Correa Soto, presidente de la Cooperativa de Usuarios San Martín de Jambur, quien llegó a la cabina de CUTIVALÚ para denunciar el hecho.

Esta cooperativa integra a 76 socios y comprende un área de 4.040 hectáreas con especies como algarrobos, faiques, pasallos, guayacanes y hualtacos.

“Están destruyendo varias especies forestales y la sacan de noche, al parecer por la frontera de Suyo. Incluso están quemando leña, y además hay invasión de terrenos. Nosotros ya hemos denunciado. Si no hacen nada, esto va a seguir”, sostuvo Euler Correa.

Foto referencial.

Agregó que algunos troncos talados de la zona son usados como cercos, y colocan alambres de púas para evitar el paso.

El abogado de la cooperativa San Martín, Edgar Cornejo Juárez, señaló que una comisión de Serfor ha ido a realizar una inspección y “ha comprobado” que sí hay tala ilegal.

“El responsable levantó un acta y quedó en coordinar con la Fiscalía de Medio Ambiente para realizar operativos inopinados, pero hasta ahora no se hace ni un operativo. La Policía tampoco nos ha hecho caso, bajo el pretexto de que la zona está muy lejos y hay que caminar dos horas”, indicó Cornejo.

Anunció que, como cooperativa, acudirán a la Fiscalía de Medio Ambiente para sentar una denuncia penal. Cabe indicar que la sanción penal por este delito es de ocho años como mínimo.

Al respecto, el jefe de Serfor en Ayabaca, Roberto Seminario Trelles, indicó que han identificado a cuatro presuntos infractores por tala ilegal, quienes podrían ser denunciados ante la Fiscalía.

Según el ingeniero Seminario, los imputados son moradores del mismo caserío Jambur. Ellos serán notificados y esta semana deberán presentar sus descargos sobre la denuncia. “En el sector Quebrada El Añalqui hay 3 presuntos infractores, y en el sector La Cría hay otro”, señaló.

En diálogo con CUTIVALÚ, el funcionario recordó que la sanción administrativa por esta falta ambiental supera los 40 mil soles (10 UIT) y que el Serfor puede denunciar ante la Fiscalía de Medio Ambiente un posible delito ambiental, ya que se está afectando especies protegidas como el hualtaco.

El funcionario coincidió con el denunciante, Euler Cornejo, en que muchas veces la Policía Forestal no contribuye a prevenir el problema. “Es nula su presencia en Ayabaca, a veces no hay efectivos; a veces nos vamos solos [a realizar las inspecciones] y es una zona peligrosa”, sostuvo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here