Bebé ‘guerrero’ con cardiopatía congénita y Covid-19 fue dado de alta

422

Tiene solo dos meses de nacido y Liam, un bebé con cardiopatía congénita, demostró que es todo un guerrero. Ingresó hace 26 días al Instituto Nacional de Salud del Niño de San Borja con un cuadro de neumonía y dio positivo al nuevo coronavirus. Como todo un luchador, ha vencido la infección y hoy volvió a los brazos de su madre.

PUEDES VER >>> Epidemiólogo sobre covid-19 en Piura: «Esto no ha pasado, recién está empezando»

Jackeline Milagros Escobar Flores (24) califica el alta de su hijo como ‘el regalo más grande’ que pudo recibir por el Día de la Madre.

«Es una felicidad inmensa, tanto le he pedido a Dios por mi bebé que estoy muy feliz, pasaré el Día de la Madre a su lado y también celebraré su tercer mes de nacido, que es mañana», manifestó emocionada.

La madre contó que, hace 26 días, su bebé empezó a padecer fiebre, pero debido a la cardiopatía que presentó al nacer, no le administró ningún medicamento ni remedio casero, sino que de inmediato lo llevó al Instituto Nacional de Salud del Niño San Borja. Allí lo estabilizaron. No obstante, cuando dio positivo en la prueba de Covid-19, «se me vino todo encima, solo pedía a Dios que mi hijito salga de esto pronto», relató.

El doctor Ramiro Prialé Miranda, coordinador de Pediatría en Área Covid del Instituto Nacional de Salud del Niño San Borja, sostuvo que efectivamente el bebé ingresó a Emergencia, el 13 de abril, con fiebre y tos severa, y los estudios que se le realizaron revelaron anemia y neumonía, por lo que se le derivó al área de atención diferenciada de pacientes Covid, donde dio positivo al virus.

«Felizmente, el bebé respondió al tratamiento y mejoró notablemente. Pediatras, enfermeros y técnicos en enfermería hicieron el manejo especializado en el proceso de recuperación del pequeño”, señaló.

Jackeline agradeció a los doctores por las atenciones brindadas. «Me llamaban para decirme que mi bebé respondía bien y no estaba presentando síntomas mayores, las enfermeras también cuidaron mucho de él», narró Escobar Flores, quién al ver nuevamente a su hijo, no se resistió y lloró de alegría.

El personal despidió entre aplausos y pulgares arriba al pequeño. El doctor Prialé indicó que ahora la mamá debe continuar con los controles médicos del pequeño por cardiología, asimismo recomendó extremar las medidas sanitarias, como el lavado de manos y el uso de la mascarilla al salir de casa.

Tambogrande: parroquia impulsa colecta para comprar balones de oxígeno y equipos de protección

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here